14
días
han pasado desde el arresto de nuestro gerente Juan Lorenzo Holmann, y la toma de las instalaciones. Nuestra Redacción está hoy en el exilio. ¿Vas a permitir que la dictadura se salga con la suya?

“Imagino que me llaman para darme la noticia de que él apareció”, así es la espera de la familia de un migrante desaparecido

Son cientos los desaparecidos, decenas los reportados y muchos menos los que logran ser encontrados. Mientras ellos tienen un presente incierto, sus familias viven con horror y con fe la larga espera de sus seres queridos

“Él le dijo que se iba porque quería ayudarle a mi mamá, quería hacerle su cocina”, recuerda Ángela Downs, hermana de Maynor Downs, un joven migrante de origen nicaragüense que el pasado 27 de junio cumplió cinco meses de desaparecido durante su travesía a Estados Unidos. Cinco meses y su familia no sabe nada de él, pero tampoco pierden la esperanza de que aparezca con vida.

Un representante de la organización Texas Nicaraguan Community indica que actualmente tienen registrados siete casos de personas desaparecidas, aunque no informan de todos los casos abiertamente para evitar que las familias sean estafadas. Los tres casos públicos que maneja esta organización son: Maynor Downs Bravo, de 37 años; la menor Sofía C. H. de casi 3 años, y Erwing Omar Rodríguez López, de 21 años.

Maynor Downs Bravo estudió hasta sexto grado de primaria y se dedicaba a la agricultura. No tenía hijos ni se había casado. Era el menor de 10 hermanos. Fue visto por última vez el pasado 27 de febrero de 2020 en Piedras Negras, Coahuila, en México. Angela Downs relató que él pudo cruzar el temido río Bravo. “Iba con unos amigos, cruzaron el río, pero ya no podía seguir porque iba enfermo, eso fue lo último que supimos sobre Maynor”, relata.

“Sus amistades le esperan, él tenía muchas amistades porque era un buen amigo. Sin embargo, sus amigos lo dejaron. Nosotros siempre le decíamos que amigo fiel solo Dios, pero él decía: el que traiciona a un amigo, no es amigo. Para Maynor la amistad era muy especial”, dice.

Esperan con fe

Además, su familia expresa que estos meses han sido desesperantes sin noticias de Downs, a quien tienen presente como un joven humilde, buen amigo, dedicado a Dios y con una gran pasión por el beisbol. Este hecho lo describen como una experiencia horrible, “pasan los días y solo esperamos noticias”.

La hermana de Maynor recuerda que luego que los amigos le informaran que ellos habían podido cruzar el río Bravo y que solo llegaron hasta cierto punto junto a su hermano, ella guardaba las esperanzas de que él se estuviera recuperando en algún hospital. Luego de no tener más información ni contactos, publicó el reporte a través de las redes sociales y encontró ayuda con la organización Texas Nicaraguan Community.

Entre lágrimas, la joven menciona que extraña la llamadas de su hermano, quien la acompañaba a tomar el bus cuando ella viajaba a Managua y “tantas cosas, lo recuerdo hasta en los pequeños detalles”, comparte Ángela. Ella afirma que sus diez hermanos y su madre lo esperan de manera ansiosa, con la esperanza de recibir noticias buenas, de saber que se encuentra vivo. “Esperamos ese día y siempre imagino que me llaman para darme la noticia de que él apareció, en mi mente no pasa que me van a dar malas noticias”, aseguró Ángela Downs.

Los familiares de Maynor Downs esperan ansiosos el día que les den noticias sobre su paradero/ REDES SOCIALES

Lea también: Los rostros de los migrantes nicaragüenses que han muerto este 2022 en su intento por llegar a Estados Unidos

A la espera de Sofía

Sofía, la niña de casi 3 años, viajó junto con su madre Irma Yaritza Huete y su tío Nolvin Huete. Durante el peligroso cruce del río Bravo, la madre de la menor fue arrastrada por la corriente y su cuerpo fue recuperado dos días más tarde. Nolvin Huete pudo cruzar al lado estadounidense. Sin embargo, no tienen información sobre el paradero de Sofía.

“Nosotros creemos cien por ciento que la niña está con vida”, fueron declaraciones de José Huete, tío de la menor desaparecida. Relató a la revista Domingo que la Fuerza Marina de México la ha buscado, pero han tenido como resultado el hallazgo de otros cuerpos y no el de Sofía.

La familia de Caballero espera que ocurra un milagro y que la menor regrese junto a ellos. José Huete aseguró que Sofía podría estar en manos de criminales. “A la niña la han buscado y no la encuentran. Lo que nos hace sospechar que podría estar en mano de bandas criminales que rescatan niños”, agrega.

Familiares de la pequeña Sofía esperan que ocurra un milagro y les permita volver a verla/ REDES SOCIALES

Lea además: En busca de Sofía: “Creemos cien por ciento que la niña está con vida”, afirma la familia

El proceso de búsqueda

El representante de Texas Nicaraguan Community explicó a LA PRENSA que luego que las familias cumplen con los pasos requeridos para que su familiar sea reportado como desaparecido, como brindar toda la información personal legal y referencias físicas para poder identificarlos, ellos empiezan un proceso de seguimiento. Dentro de los pasos que las organizaciones siguen está verificar la última conexión del celular a través de la geolocalización, si la última localización fue a orillas del río, podría sugerir que el migrante se ahogó o murió en la zona apenas logró cruzar.

Resaltan la importancia de que la familia pueda identificar y nombrar las señas particulares de sus seres queridos, como marcas de nacimiento o tatuajes. “Si la persona se ahogó, en medio de la desesperación es posible que suelten identificaciones, mochilas y demás documentos”, por eso no siempre se puede esclarecer la identidad de los cuerpos encontrados para confirmar o descartar que se trate de los migrantes en la lista de desaparecidos.

La identificación de las personas desaparecidas se agiliza porque las caravanas de migrantes envían reportes sobre algún accidente o incidente durante el trayecto, “ellos nos escriben a las páginas y nos envían pruebas, por ejemplo, de que alguien se ahogó”, relató el representante de la organización de migrantes.

Esta organización genera el reporte a las autoridades con la Comisión Estatal de Búsqueda de Desaparecidos y empieza a realizar el proceso de reconocimiento de reportes para identificar si alguno concuerda con el desaparecido que buscan.

El representante destacó que durante este proceso las familias colaboran para encontrar a la persona desaparecida. También recalcó que los casos no son públicos.

Lea además: “Es un mito, porque no es fácil, incluso si cruzas la frontera”. Nicas cuentan la otra cara de la migración irregular a Estados Unidos

En busca de una mejor vida

En lo que va del año, se reporta el fallecimiento de al menos 30 migrantes de origen nicaragüense, pero no hay datos exactos de cuántos han desaparecido en el trayecto. Especialistas señalan que el flujo migratorio actual nunca antes ha sido visto en la región y según la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) esto se debe a conflictos, violencia, temores de persecución y violaciones a derechos humanos.

Los migrantes van en busca de una mejor calidad de vida, aún sabiendo las graves condiciones de la travesía porque en sus países no encuentran otra manera para intentar asegurar un futuro prometedor para ellos y los suyos.

Lea además: 111,600 nicaragüenses buscaron asilo individual durante 2021, según Acnur

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: