14
días
han pasado desde el robo de nuestras instalaciones. No nos rendimos, seguimos comprometidos con informarte.
SUSCRIBITE PARA QUE PODAMOS SEGUIR INFORMANDO.

Libros prohibidos

El Departamento de Educación de la Florida ha sacado de escuelas y bibliotecas públicas unos 300 libros, enumerados en una lista de “materiales removidos o descontinuados” que publicó a fines de agosto.

Entre los libros censurados se encuentran obras como Anne Frank’s Diary: The Graphic Adaptation (El diario de Ana Frank; la adaptación gráfica), por Ari Folman con ilustraciones de David Polonsky, sobre la tragedia de la niña judía que vivió oculta con su familia en Ámsterdam durante el Holocausto cometido por los nazis y murió en 1945 en un campo de concentración; Savage Inequalities: Children in America’s Schools (Desigualdades salvajes; niños en las escuelas de Estados Unidos), de Jonathan Kozol, sobre las enormes desigualdades raciales y socioeconómicas en las escuelas públicas norteamericanas; Beloved, una novela de Toni Morrison que denuncia la esclavitud y sus secuelas de racismo en Estados Unidos, y Antiracist Baby (Bebé Antirracista), de Ibram X. Kendi, un libro con ilustraciones para niños.

Otros libros eliminados tienen temas o personajes homosexuales, como A Day in the Life of Marlon Bundo (Un día en la vida de Marlon Bundo) y All Boys Aren’t Blue (Todos los niños no son azules).

El retiro de estos centenares de libros fue causado por unas 1,200 objeciones presentadas por padres de estudiantes de escuelas públicas o por otros residentes de la Florida, según explica el documento del Departamento de Educación donde está la lista de los libros prohibidos. Muchas objeciones están respaldadas por la Ley de Derechos de los Padres en la Educación, que restringe la enseñanza de temas LGBTQ en las escuelas públicas y que entró en vigor en julio del año pasado. Los críticos de esta ley la llaman No Digas Gay.

Las nuevas pautas de la educación en el sistema escolar público de la Florida también exigen que se enseñe a los estudiantes que los esclavos adquirieron habilidades que, en algunos casos, podían aplicar para su beneficio personal. Son palabras del gobernador de la Florida, el republicano Ron DeSantis, que aspira a la presidencia de la nación en las elecciones del año próximo.

Las normas forman parte del ataque lanzado por DeSantis y otros políticos conservadores contra lo que llaman el “adoctrinamiento woke” en las escuelas norteamericanas. Woke, el pretérito del verbo despertar en inglés, se usa como una indicación a estar alerta ante las injusticias raciales. Pero el verdadero adoctrinamiento es el que DeSantis y otros políticos conservadores pretenden imponer a los estudiantes y, por extensión, a la sociedad, con tal de ganar los votos de la corriente numerosa de nacionalismo blanco que plaga a la nación.

Decir que los esclavos adquirieron habilidades provechosas es diluir la trágica historia de la servidumbre en Estados Unidos y su secuela de racismo, un mal que estuvo institucionalizado hasta 1965 y que aún perdura. Negar las desigualdades basadas en la raza y en la clase social es eludir un problema que socava a la democracia estadounidense. Y rechazar y pretender ignorar la diversidad en la orientación sexual y la identidad de género es querer tapar el sol con un dedo. Esas peligrosas posturas negacionistas fomentan la discriminación y alientan los crímenes de odio.

En dirección opuesta a la Florida, Texas y otros estados con gobiernos republicanos, el estado de Illinois promulgó una ley el pasado junio que prohíbe que las escuelas y bibliotecas públicas censuren libros. “La prohibición de libros se trata de censura, marginación de personas, marginación de ideas y hechos”, dijo el gobernador de Illinois, el demócrata Jay B. Pritzker. Y concluyó: “Los regímenes autoritarios prohíben libros, no las democracias”. [FIRMAS PRESS]

El autor es un escritor y periodista radicado en Miami. Sus libros más recientes son la novela La espada macedonia, publicada por Mundiediciones, y el ensayo Una plaga del siglo XXI, sobre la pandemia del COVID-19, a la venta en Amazon.https://www.amazon.com/author/alende.novelas

COMENTARIOS

  1. Hace 5 meses

    Increíble q a estas altura del juego se vean estas cosas. En todo caso q exigen libros q expongan el otro lado d la moneda. Me suena a oscurantismo y a la quema d libros ejecutada x los nazis.

×

El contenido de LA PRENSA es el resultado de mucho esfuerzo. Te invitamos a compartirlo y así contribuís a mantener vivo el periodismo independiente en Nicaragua.

Comparte nuestro enlace:

Si aún no sos suscriptor, te invitamos a suscribirte aquí