14
días
han pasado desde el arresto de nuestro gerente Juan Lorenzo Holmann, y la toma de las instalaciones. Nuestra Redacción está hoy en el exilio. ¿Vas a permitir que la dictadura se salga con la suya?
Paublina Sevilla Calderón inculpada por el crimen de su nieta de 10 años. LA PRENSA.

Paulina Sevilla Calderón, inculpada por el crimen de su nieta de 10 años. LA PRENSA/Cortesía

Sentencian a 17 años y medio de cárcel a mujer que mató a su nieta de 10 años

La imputada estranguló con una hamaca a la menor, luego hizo creer que el crimen había sido una muerte accidental

Cuando cumpla 70 años saldrá de la cárcel Paulina Sevilla Calderón, esto porque esta mujer que actualmente tiene 53 años fue condenada a 17 años y medio de cárcel por haber matado a su nieta de 10 años, en una comunidad de Wiwilí, en el departamento de Jinotega.

Sevilla fue declarada culpable del parricidio de su nieta de iniciales  M.J.M.C., hecho ocurrido el 25 de julio de 2021. La Fiscalía había pedido 30 años de cárcel para la abuela, pero el juez Erick Carvajal Sandoval, del Juzgado Segundo Distrito Penal de Juicios de Jinotega, explicó en la sentencia que la pena máxima por parricidio son 20 años de cárcel.

Lea además: Fiscalía pide 30 años de prisión para mujer que mató a su nieta en Wiwilí

La pena terminará de cumplirse el 29 de enero de 2039 en el Sistema Regional Penitenciario de Waswalí, en la ciudad de Matagalpa.

Los hechos

Según la acusación de la Fiscalía, el 25 de julio de 2021, Paulina Sevilla estaba al cuidado de su nieta y se puso a barrer la casa, pero la menor le dijo que no lo hiciera porque ya había barrido. Luego la abuela fue a la cocina, donde ocupó un trozo de leña para el fogón, pero la niña le dijo que no gastara la leña porque luego le tocaba “jalarla” a ella y su mamá.

Esto molestó a Sevilla, quien reaccionó de forma violenta, sujetándola con sus manos y llevándola al corredor de la casa, donde había una hamaca con la cual estranguló a la niña enrollándosela en el cuello.

Lea también: Ministerio Público acusa a mujer por crimen de su nieta en Jinotega

Cuando fue entrevistada por la Policía, Sevilla Calderón aseguró que la niña estaba jugando y se había enredado de manera accidental con los mecates de la hamaca y que por eso se había ahorcado. Sin embargo, esa  versión no coincidía con la escena del crimen encontrada por la Policía, pues el cuerpo de la niña no quedó colgado, sino que sus pies estaban firmes sobre el suelo.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: