14
días
han pasado desde el robo de nuestras instalaciones. No nos rendimos, seguimos comprometidos con informarte.
SUSCRIBITE PARA QUE PODAMOS SEGUIR INFORMANDO.
migrantes, costa rica,

Nicaragüenses trabajan en la avenida central de San José, Costa Rica, en labores de comercio formal e informal. LA PRENSA

Costa Rica vuelve más engorroso el proceso para obtener el permiso de trabajo a solicitantes de refugio

Las personas que tramiten el permiso laboral deberán estar inscritas y con los pagos al día, en la Caja Costarricense de Seguro Social. Pero además requieren ir a una cita

En los últimos días, la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME) de Costa Rica ha estado publicando afiches explicativos en sus redes sociales sobre los nuevos procesos para solicitar refugio en ese país, después que el presidente Rodrigo Chaves emitiera dos decretos que cambiaron por completo la manera de solicitar la protección internacional.

Hasta el primero de diciembre de 2022, todos los solicitantes de refugio en Costa Rica debían pedir una cita a través de la línea telefónica 1311, y se les indicaba el día y la hora en que podían llegar a la Unidad de Refugio para hacer el trámite. Una vez que la persona llegaba, se le extendía un carné de solicitante de refugio con el permiso laboral, el cual entraba en vigencia tres meses después.

Sin embargo, con las nuevas medidas adoptadas por el gobierno costarricense, todas las personas extranjeras que quieran solicitar la protección internacional deberán hacerlo de manera presencial a la Unidad de Refugio para hacer la gestión. Este trámite tiene que hacerse en los primeros 30 días hábiles después de que la persona llegó a Costa Rica.

LEA TAMBIÉN: La historia del nicaragüense que fundó Ticavisión

El otro cambio impuesto por la administración de Rodrigo Chaves es que ya no se otorgará el permiso laboral junto con el carné de solicitante de refugio. “La persona solicitante de refugio podrá solicitar el permiso laboral hasta 3 meses después de la presentación de su solicitud de refugio, y para ello deberá solicitar una cita”, indicó la DGME a través de sus redes sociales.

La cita debe hacerse a través de la línea telefónica 1311 y la persona deberá estar inscrita y sin pagos atrasados en la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), de lo contrario, no se le extenderá el permiso laboral. Las mensualidades a la CCSS pueden costar entre 20,000 y 30,000 colones (Entre 35 y 55 dólares).

Muchos nicaragüenses ocupan el permiso laboral para conseguir un empleo en Costa Rica. Óscar Navarrete/LA PRENSA.

Descongestionará sistema de refugios

El exsubdirector de la DGME de Costa Rica, Daguer Hernández, explica que esta medida es adoptada por el gobierno costarricense debido a que antes llegaban personas a solicitar refugio, pero no eran perseguidos políticos en sus países de origen, si no que solamente querían el permiso laboral para trabajar.

Este tipo de acciones mantiene saturado el sistema de solicitudes de refugio. “Decían: bueno, yo vengo al refugio porque quiero un permiso laboral. Lo pasan y los rechazan inmediatamente por improcedente. Esa persona no debería de estar aplicando al refugio, debería estar en otra categoría migratoria”, comenta Hernández.

A criterio del exsubdirector de la DGME, esta medida es positiva porque descongestionará el sistema de solicitudes de refugio que se mantiene saturado por la excesiva cantidad de personas que llegan a buscar la protección internacional, pero cuyo único interés es conseguir el permiso laboral y no son perseguidos políticos.

LEA TAMBIÉN: El delito de ser monaguillo: la historia de Kevin Martínez

Los principales afectados son los solicitantes de refugio que sí son perseguidos políticos en sus países de origen y necesitan el permiso laboral para poder generar ingresos y sobrevivir en Costa Rica.

Actualmente, Costa Rica ha recibido más de 200,000 solicitudes de refugio solamente de nicaragüenses y los procesos están programados a terminar entre cinco y diez años con la entrevista de elegibilidad, y posteriormente la resolución de aprobación o denegación del refugio.

Según dijo el presidente costarricense Rodrigo Chaves en una conferencia de prensa el 30 de noviembre de 2022, la mayoría de los solicitantes de refugio son “migrantes económicos” que buscan “aprovecharse de la generosidad” de ser un “refugiado legítimo”.

Puede interesarte

×

El contenido de LA PRENSA es el resultado de mucho esfuerzo. Te invitamos a compartirlo y así contribuís a mantener vivo el periodismo independiente en Nicaragua.

Comparte nuestro enlace:

Si aún no sos suscriptor, te invitamos a suscribirte aquí