14
días
Desde que las instalaciones de LA PRENSA fueron tomadas y nuestro gerente general, Juan Lorenzo Holmann, fue detenido. ¡LA DICTADURA NO PUEDE OCULTAR LA VERDAD!
American Nicaraguan Foundation,

Foto tomada del Facebook de American Nicaraguan Foundation.

Miles de comunidades huérfanas con cierre de la American Nicaraguan Foundation. Así marcó la vida en zonas empobrecidas

El organismo anunció su cierre tras 30 años de servicio. Para 2020 la organización atendía a más de 170 mil personas y contaba con 164 socios locales. Atrás quedarán los programas de desarrollo y asistencia humanitaria que brindaban

Siksayari es una comunidad indígena del municipio de Waspam, en la Costa Caribe Norte de Nicaragua. Sus más de 3,200 habitantes viven en extrema pobreza. Muy cerca de allí pasa el río Coco o Segovia, en esta comunidad las familias solían recoger agua para beber, cocinar y para las tareas domésticas de los arroyos cercanos que se encuentran sucios, sin tratamiento ni saneamiento.

Las condiciones deplorables del agua provocaron que los comunitarios se enfermaran de diarrea y hepatitis, afectando incluso a niños menores de 5 años. “La falta de atención médica y equipo resultó en muertes infantiles y los niños se enfermaron debido a enfermedades transmitidas por el agua”, reporta la American Nicaraguan Foundation (ANF) en su sitio web.

A mujeres y niñas les llevaba entre 60 y 120 minutos por día para recoger agua y debían caminar de 500 a mil metros para llegar al arroyo que estaba contaminado./Foto tomada del sitio web ANF

Sin embargo, la vida de las familias de Siksayari cambió cuando el organismo puso su mirada en la comunidad en el 2017 y notó la carencia de acceso a las necesidades básicas y decentes para su población. No había educación formal, infraestructura pública, electricidad, atención médica ni agua potable.

Fue así que, en ese año, la ANF en asociación con Food For The Poor comenzaron la construcción de un sistema de agua potable para Siksayari, en la cual los beneficiarios también participaron en el proyecto.

Luego del saneamiento, estudios y análisis físico-químico y bacteriológico del agua, en julio de 2018 la comunidad estaba lista para tener agua potable.

anf, american nicaraguan

La ANF logró construir 180 grifos alrededor de la comunidad de Siksayari./Foto tomada del sitio web ANF

Tres años después, la comunidad también miró construido un preescolar, dos aulas nuevas y un centro de maternidad. “Estos proyectos trajeron esperanza a Siksayari, su corazón solidario y bondad cambiaron drásticamente la vida de estas familias vulnerables”, comparte el organismo desde su web.

Adiós a 30 años de servicio

Proyectos y beneficios como estos es lo que la American Nicaraguan Foundation venía realizando a lo largo de sus 30 años de trabajo en el país.

Creada en 1992, la American Nicaraguan Foundation se identifica como una organización sin fines de lucro para la ayuda y el desarrollo social que provee oportunidades y herramientas a las personas afectadas por la pobreza en Nicaragua.

Los reportes anuales del organismo señalan que seis años después de su fundación, en 1998 la ANF logró alcanzar a 303 organizaciones locales, incluidos 70 dispensarios, 23 centros de atención médica y 93 centros nutricionales. En total, ese año atendieron un promedio de 34 mil personas al día y un millón de personas al año.

Lea además: American Nicaraguan Foundation cierra sus operaciones en el país

Sin embargo, este 12 de mayo el organismo anunció su cierre de operaciones en todo el país debido a la falta de fondos para los diferentes programas de desarrollo y asistencia humanitaria que brindaban.

Atrás quedarán los programas que realizaban en seis áreas de necesidad social fundamentales como salud y nutrición, educación, agua y saneamiento, vivienda, agricultura y atención humanitaria; sin incluir los proyectos que se activaron en momentos de crisis.

Programas tras programas

Ante la emergencia que dejó el huracán Mitch en 1998, la ANF además aportó nueve millones de dólares, entre alimentación, agua, medicamentos, ropa y artículos de higiene personal.

Diez años después, en 2008, el informe anual del organismo indica que la ANF brindaba ayuda a 1,555 organizaciones locales en todo el país.

Para ese año, la ayuda entregada fue de 341 contenedores evaluados aproximadamente en 128 millones de dólares.

Puede interesarle: Fundación Fabretto dejaría de atender a más de 40 mil niños y adolescentes tras la cancelación de su personería

En el 2018, la crisis sociopolítica del país, que conllevó a una recesión económica y agudizó el desempleo, afectó —como a todos— a la ANF y el organismo reconoció que debido a esto muchos de sus socios enfrentaron limitaciones en sus recursos que amenazaban su existencia. Ese año la donación total fue de 52.2 millones de dólares.

La ANF era una de las organizaciones más grandes de Nicaragua y tenía presencia en los 15 departamentos y dos regiones autónomas del país. Contaba con una extensa red de socios, donantes, patrocinadores y colaboradores, por ello su alcance era nacional y su impacto invaluable en comunidades empobrecidas.

El último reporte disponible de la ANF, señala que para 2020 —año que se estableció la pandemia del covid-19 y azotaron los huracanes Eta y Iota— la organización atendía a más de 170 mil personas y contaba con 164 socios locales. Desde 1992 lograron implementar 202 proyectos y construir 22,708 casas.

Ese año el organismo recogió 1.2 millones de dólares para el fondo de emergencia de la covid-19, beneficiando a 98,500 personas; mientras que para la atención a los afectados de los huracanes Eta y Iota reunieron 1.5 millones de dólares, ayudando a 200 comunidades.

“En nombre de American Nicaraguan Foundation (ANF) queremos darle gracias a Dios por la oportunidad que nos brindó durante los últimos 30 años para realizar en Nicaragua actividades sin fines de lucro a través de programas de desarrollo y asistencia humanitaria… Agradecemos el apoyo brindado para la realización de los diferentes programas de ANF”, fueron las palabras de despedida de los fundadores.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: