14
días
Desde que las instalaciones de LA PRENSA fueron tomadas y nuestro gerente general, Juan Lorenzo Holmann, fue detenido. ¡LA DICTADURA NO PUEDE OCULTAR LA VERDAD!

Joe Biden, presidente de Estados Unidos. LA PRENSA/Archivo

¿Por qué cuatro países del istmo, incluido Nicaragua, no son invitados a la Cumbre por la Democracia promovida por EE.UU.?

Joe Biden espera convocar a 110 países en la Primer Cumbre por la Democracia a realizarse de manera virtual la próxima semana. Solo un país de Centroamérica fue invitado. Analistas internacionales exponen a LA PRENSA sus valoraciones

Contenido Exclusivo CONTENIDO EXCLUSIVO.

La exclusión Nicaragua y de los países del Triángulo Norte de Centroamérica: Honduras, El Salvador y Guatemala, de la Cumbre por la Democracia, que liderada el presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, no implica que estén al mismo nivel, más bien refleja que hay un preocupación sobre el estado de la democracia en estos tres países, valoró el analista para América Central del International Crisis Group, Tiziano Breda.

A este foro, a desarrollarse de manera virtual, está previsto que asistan 110 gobiernos de todo el mundo, así como miembros de la sociedad civil y del sector privado, en una sesión de los jefes de Estado, que será ofrecida por Biden. En la lista de invitados figuran aliados de todo el mundo que el gobierno de EE.UU considera democracias.

El asesor para asuntos hemisféricos de la Casa Blanca, Juan González, afirmó este viernes, que estos cuatro países del istmo centroamericano quedaban fuera de la actividad por considerar que sus gobiernos han llevado a cabo «actividades muy preocupantes». En cambio Costa Rica si fue invitada.

Ante esta postura, el jurista estadounidense Jason Poblete, opinó que «no hay comparación entre lo que está pasando en Nicaragua con las democracias de El Salvador, Guatemala y Honduras».

La Cumbre por la Democracia es una las prioridades y además de una de sus promesas de campaña de Biden, y está prevista a celebrarse el próximo 9 y 10 de diciembre de este año.

Retroceso en las democracias del istmo

Breda señala que al igual que en Nicaragua han habido retrocesos en los estándares democráticos también en esos países llamados Triángulo Norte.

Poblete, entiende la postura de Estados Unidos de no invitar a Nicaragua, «pero esos tres países (Guatemala, El Salvador y Honduras), por favor, no hay comparación. Que hay problemas en esos países, los hay, ningún país es perfecto, pero lo que hay en Nicaragua es una dictadura, no hay comparación», argumentó.

Breda, insiste que la exclusión de estos cuatro países no implica que estén en el mismo nivel, sino que hay una preocupación sobre el estado de la democracia. «Repito los criterios son un poco dudosos de alguna manera, porque pues invitan también a muchos otros países que igual tienen tendencia autoritaria, por ejemplo Brasil».

El Salvador

Breda apunta que se ha visto un concentración de poder muy rápida de parte de Nayib Bukele, en El Salvador «una nueva Corte Suprema, reemplazada prácticamente desde que ganó las elecciones, un nuevo fiscal general, un aumento a las restricciones a la libertad de prensa, libertad de expresión y todo ese tipo de movidas que generan suspicacia de un retroceso democrático», expresó.

Debido a las medidas que ha tomado contra la libertad de expresión, los medios de comunicación, programas contra la corrupción, voces críticas y oenegés, la comunidad internacional ha criticado duramente a Bukele, hasta el punto de que Washington ha decidido “pausar” las relaciones con San Salvador.

Hace unas semanas atrás, la encargada de negocios de Estados Unidos, Jean Manes, anunciaba que dejaría el país centroamericano debido a las que Washington considera decisiones antidemocráticas de Bukele.

Lea además: Así ha golpeado EE.UU. al régimen Ortega Murillo durante 2021

Honduras

Sobre Honduras, manifestó que también se ha tenido una situación parecida, y por encima de ello, señaló la cuestión personal del presidente saliente Juan Orlando Hernández. «El de haber sido mencionado en cortes de Nueva York, haya sido un rompecabezas por cómo manejar la relación diplomática con su gobierno de parte de Estados Unidos», dijo.

Juan Orlando Hernández es señalado de fraude y de tener supuestos vínculos con el narcotráfico. Hernández fue electo presidente de Honduras en 2013 y reelecto en 2017, luego de que la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia de ese país levantó el veto a la reelección.

En marzo de este año, el fiscal de Nueva York, Jacob Gutwillig afirmó que Hernández pactó una alianza con un cartel local y ayudó a introducir miles de kilos de cocaína en Estados Unidos. El fiscal describió a Honduras como un «narcoestado», de acuerdo con una publicación del medio internacional EL PAIS.

Por su parte, Salvador Nasralla, compañero de fórmula de Xiomara Castro, la candidata que encabeza los votos de la reciente contienda por la presidencia en Honduras, aseguró que el actual presidente de ese país se asilará en Nicaragua cuando entregue el poder, el próximo enero.

Guatemala

Respecto a Guatemala, liderado por el presidente Alejandro Giammattei, Breda, sostuvo que en este país se han dado retrocesos en la lucha contra la corrupción.

«Por ejemplo, se ha destituido uno de los fiscales que era más apoyado por Estados Unidos, entonces básicamente estas tendencias que quizás en Nicaragua se han cristalizado y han llegado a su extremo en cuanto a concentración, presencia, influencia en todos los poderes del Estado y represión de la disidencia a cualquier nivel y de manera también muy violenta, pero todos los elementos primordiales que van en la misma dirección están presentes de alguna u otra forma en esos países», argumentó.

Podría interesarle: Senador Bod Menéndez considera que Nicaragua y El Salvador «no deberían gozar de preferencia comercial» con EE.UU.

Nicaragua

A su juicio, el país de Centroamérica donde la democracia ha sufrido su peor deterioro es Nicaragua. Daniel Ortega se ha impuesto en el poder por cinco años más a través de unas elecciones seriamente cuestionadas y ha lanzado una dura represión contra las voces críticas.

Tras apresar a decenas de opositores, incluyendo siete candidatos a la presidencia por la oposición, Ortega ha decidido sacar al país de la Organización de Estados Americanos (OEA), que en una resolución histórica, el pasado 12 de noviembre, con una mayoría de votos de 25 países desconoció los resultados electorales.

Costa Rica

Sobre Costa Rica, país que sí ha sido invitado a la Cumbre, Breda señaló que es uno de los países con los cuales la Administración Biden mantiene relaciones diplomáticas positivas, ya que están expresando más resistencia frente a determinadas áreas de interés que Estados Unidos ha establecido como prioridades, como lo es en la lucha contra la corrupción, fortalecimiento de la democracia, etcétera.

¿Podría ocasionarse una división en la región?

Poblete alertó que esta decisión «es alucinante y espero que esto no sea una decisión ideológica en vez de trabajar y mejorar relación con democracias están potencialmente creando una división no necesaria».

«Esto es una movida política ideológica, no tiene nada que ver con el mérito del país o no. En mi opinión está muy mal hecho lo que han hecho», agregó el jurista estadounidense.

No obstante, Breda comentó que el impacto de la asistencia o no asistencia a dicha actividad depende de varios factores. «En primer lugar de cuál es el efectivo alcance de esta Cumbre, si es que hay beneficios, además excluyen a muchos países en muchas regiones del mundo, o si es solamente un acto simbólico para de alguna forma trazar diferencias a nivel de reconocimiento y de relaciones entre Estados Unidos y estos países».

Aunque, «corre riesgo en mi opinión de compactar de alguna forma la región en esta retórica de rechazo a la critica internacional y a la supuesta injerencia en asunto internos, que hemos visto. Es una región muy dividida políticamente, pero que en este discurso en esta narrativa se esta encontrando mancomunada y temo que digamos, que esta no invitación podría fortalecer esta tendencia», advirtió.

«Creo también que este tipo de medidas a veces corren un poco de riesgo porque también tiene vacíos, poca claridad sobre realmente los criterios utilizados para incluir o excluir a un Estado», finalizó Breda.

La convocatoria

El Presidente Biden ha manifestado que el desafío de la época es demostrar que las democracias son eficaces para mejorar la vida de sus propios pueblos y responder a los problemas más significativos que enfrenta el mundo en general, destaca el Departamento de Estado de EE.UU., en el anuncio sobre la Cumbre por la Democracia.

«La Cumbre virtual será una oportunidad para poner en marcha compromisos e iniciativas sobre tres ejes principales: la defensa frente al autoritarismo, el combate a la corrupción y la promoción del respeto de los derechos humanos», detalla el sitio web del Departamento de Estado.

Asimismo anuncian que tienen previsto organizar una segunda Cumbre presencial aproximadamente en el término de un año.

«Tras un año de consultas, coordinación y acción, el Presidente Biden invitará a los líderes mundiales a encontrarse una vez más para mostrar los avances que lograron respecto de los compromisos asumidos. Ambas Cumbres reunirán a jefes de Estado, representantes de la sociedad civil, el sector filantrópico y el sector privado, y ofrecerán una oportunidad para que los líderes mundiales se escuchen unos a otros y a sus ciudadanos, compartan los éxitos conseguidos, faciliten la colaboración internacional y hablen con sinceridad sobre los desafíos que enfrenta la democracia, con el objeto de que juntos puedan fortalecer las bases para la renovación democrática».

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: