14
días
han pasado desde el arresto de nuestro gerente Juan Lorenzo Holmann, y la toma de las instalaciones. Nuestra Redacción está hoy en el exilio. ¿Vas a permitir que la dictadura se salga con la suya?

Temen daños en cosecha cafetalera 2020-2021 por huracanes, tras terminar un ciclo en positivo

Entre octubre del 2019 y septiembre de este año, el ciclo cafetalero ha dejado en ingresos 446.71 millones de dólares por envíos del grano. Ahora está pendiente que el sector mida el impacto de los huracanes en las fincas cafetaleras del norte del país. Hay preocupación.

Pese a que ha sido un año difícil para todos los nicaragüenses, la cosecha cafetalera 2019-2020 cerró con buenos resultados. En este ciclo, que finalizó en septiembre pasado, se logró un ingreso adicional por 12.87 millones de dólares con respecto a la cosecha pasada, esto debido a una mejora en el precio, puesto que se envió menos volumen, revelan cifras del Centro de Trámites de las Exportaciones (Cetrex).

Ahora la preocupación está centrada en la cosecha, es decir la correspondiente a 2020-2021, por la que ya se tenía una merma del diez por ciento, pero las proyecciones podrían empeorar luego de los estragos de los huracanes Iota y Eta, cuyas pérdidas están en proceso de medición.

Por ahora la cosecha que recién finalizó dejó un sabor agridulce.  Entre octubre del 2019 y septiembre de este año, el ciclo cafetalero ha dejado en ingresos 446.71 millones de dólares por envíos del grano, superior a los 433.84 millones de dólares de la cosecha anterior. Esto representa un aumento del 2.9 por ciento.

Este aumento en los ingresos al sector cafetalero se debió principalmente a la mejora de los precios internacionales del café oro. En el periodo analizado, por cada quintal de café exportado, Nicaragua recibió en promedio 135.4 dólares, mientras que en el ciclo pasado el precio anduvo en 128.9 dólares, es decir 6.5 dólares menos por cada quintal.

Lea además:Así es como cambiará la forma de cortar café en Nicaragua como consecuencia del Covid-19

En cuanto al volumen de exportación se observa una merma. Según las cifras del Cetrex en el periodo de referencia se enviaron 3.29 millones de quintales, inferior a los 3.36 millones que se exportaron en la cosecha 2018-2019.

Federico Argüello, presidente de la Asociación de Exportadores de Café de Nicaragua (Excan), manifestó que indudablemente el sector se vio levemente beneficiado por el precio.

“Hubo un impacto en las exportaciones producto de un mejor precio, por esa razón cerramos este ciclo un poquito más alto que el anterior”, dijo Argüello.

Por su parte, Álvaro Vargas, presidente de la Unión de Productores Agropecuarios de Nicaragua (Upanic), dio a conocer que el ciclo 2019-2020 se vio afectado por la reforma tributaria, puesto que los insumos agrícolas aumentaron hasta un 35 por ciento, lo que provocó que los productores compraran menos químicos y fertilizantes, lo que consecuentemente generó una disminución en la producción.

Lea también: El Covid-19 provocará aumento en los costos de recolección de la cosecha de café

“La reforma fiscal que el año pasado aprobó el Gobierno, incrementó los costos de producción en cuanto a productos agrícolas se refiere, hasta un 35 por ciento y el café es uno de los rubro que más demanda fertilizantes e insumos agrícolas, entonces esto puso en jaque mate la producción cafetalera y la tendencia es que venga a la baja en las exportaciones”, dijo Vargas.

La cosecha de café suele arrancar en octubre de cada año y se extiende hasta septiembre del año siguiente.

Arranca con el pie izquierdo la cosecha 2020-2021

Y aunque en el ciclo 2019-2020, el sector logró sortear bien la crisis sociopolítica más la pandemia, a la cosecha 2020-2021 no le irá muy bien, ya que empezó mal con el impacto de los dos huracanes: Iota y Eta.

Argüello expresó que las proyecciones del ciclo actual no son nada alentadoras, tomando en cuenta que de por sí ya se esperaba una merma del 10 por ciento y con el paso de los huracanes la situación empeoró.

“En este ciclo 20-21 respecto al 19-20, estamos viendo una disminución de la cosecha de aproximadamente un 10 por ciento, esto sin tomar en cuenta el daño de los ciclones, esto fue un tema de que la producción venía más baja. Ahora producto de los huracanes estamos viendo que hubo comunidades muy afectadas, principalmente en Jinotega y Matagalpa, donde hay daños severos a las plantaciones”, sostuvo Argüello.

El presidente de Excan también dio a conocer que hubo daños en las fincas, los campamentos de los cortadores, pero la mayor afectación se dio por el corte de los caminos.

Puede interesarle:Cafetaleros pagarán por octavo año un “impuesto” al que no le ven “ningún beneficio”

“Las vías de acceso se dañaron y en eso se está trabajando ahorita, en restablecer el paso y poder sacar la cosecha, el problema principal ha sido infraestructura, esto con el huracán Iota, no con Eta y en las plantaciones hubo daños por vientos, ocasionando una caída del grano. Con esto es seguro que habrá una disminución en la cosecha de este año producto del huracán y se están cuantificando los daños, ya se desplazó un equipo para que haga esa valoración”, expresó Argüello.

Por su parte Vargas dijo que además que el huracán Iota destruyó la red vial, afectó el proceso industrial de café, porque con tanta lluvia es imposible que el grano seque bien, de tal manera que disminuye la calidad.

“El café se tiene que asolear y al afectarse el proceso industrial afecta la calidad. Todavía es muy temprano para valorar las pérdidas que se pudieron haber tenido, pero son cuantiosas. También hubo daño en las plantaciones, los vientos aflojaron las plantas, el agua podría incrementar la maduración, eso te obliga a tener listo personal y preparar los caminos que están malos”, señaló Vargas.

El sector cafetalero ha sido uno de los más afectados desde la crisis sociopolítica, con la restricción del crédito, el aumento de los insumos con la reforma fiscal, el aumento de la inseguridad y ahora con daños ocasionados por los huracanes.

El principal destino del grano de oro

Del ciclo cafetalero 2019-2020, Estados Unidos absorbió gran parte de la producción exportada con 1.59 millones de quintales, por los que pagó 218 millones de dólares, según cifras del Centro de Trámites de las Exportaciones.

Le siguió Bélgica con 277,287.5 quintales y entregó a los proveedores 50.30 millones de dólares. En el tercer puesto como principal comprador se ubicó Alemania, que compró 190,430.7 quintales, es decir 32.60 millones de dólares en total recibido por Nicaragua.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: