14
días
Desde que las instalaciones de LA PRENSA fueron tomadas y nuestro gerente general, Juan Lorenzo Holmann, fue detenido. ¡LA DICTADURA NO PUEDE OCULTAR LA VERDAD!
costa caribe norte, huracanes, donaciones,

LA PRENSA / Cortesía/Archivo

Ortega guarda silencio sobre uso de millonarias donaciones y préstamos que recibió por Eta y Iota

Según una investigación del Observatorio Pro Transparencia y Anticorrupción, el régimen obtuvo 238.1 millones de diferentes organismos internacionales

A más de un año del paso de los huracanes Eta y Iota por las comunidades de la Costa Caribe Norte de Nicaragua, las familias no han visto grandes resultados de las millonarias donaciones y préstamos que recibió el gobierno de Daniel Ortega para asistir a las zonas afectadas. Según una investigación del Observatorio Pro Transparencia y Anticorrupción, el régimen obtuvo 238.1 millones de dólares de diferentes organismos internacionales, pero hasta ahora se desconoce cómo se ha invertido cada centavo.

Bilwi, cabecera de Puerto Cabezas, fue la ciudad más golpeada junto a las comunidades de su alrededor como Haulover, Wawa Bar, Karata, Layasiksa, entre otras. Allí, la población sigue caminando entre charcos y viviendo entre escombros, mientras que en las comunidades el reto de cada día es poder recuperar la vida normal que llevaban antes de Eta y Iota, cuando conseguir el pan de cada día no era tan difícil como lo es ahora.

«Bilwi es la cabecera regional y las calles están deterioradas, la gente tiene que andar con botas de hule. Aquí hicieron como que iban a pavimentar, que era parte del proyecto, pero tienen más de seis meses que vinieron con maquinaria, aplanaron las calles, echaron unos materiales, pero de ahí se retiraron», es uno de los testimonios que expone la investigación “¿Qué pasó con los fondos recibidos?”, del Observatorio Pro Transparencia y Anticorrupción, presentada este lunes vía zoom.

Lea además: Los huracanes pasaron, pero Wawa Bar sigue sumergido en la pobreza y destrucción

Aunque los miembros del Observatorio señalaron que extraoficialmente se estima que las donaciones ascienden entre 500 y 600 millones de dólares, la cifra de 238.1 millones fue de la suma de los montos de préstamos y donaciones que hicieron países y organismos durante el 2020, y que están expuestas en el Informe de la Cooperación Oficial Externa 2020, divulgado en junio de este año por el Banco Central de Nicaragua.

En su momento el régimen orteguista cuantificó los daños en 738.6 millones de dólares, sin embargo, el proyecto del Presupuesto General de la República 2022 actualizó el impacto de los huracanes en 999.2 millones.

Régimen sin rendir cuentas

Lo cierto es que han pasado 13 meses del paso de los huracanes por el Caribe Norte y el régimen no detalla cómo se han repartido esas millonarias cifras o cuáles han sido los proyectos a beneficio de estas comunidades. Si bien se reconstruyeron escuelas y unidades de salud, o se repartió zinc para las viviendas —bajo la propaganda política—, sus costos no han sido formalmente reportados.

Otra obra que se inauguró con los colores del FSLN, fue la reconstrucción del muelle de la ciudad de Bilwi, a través de la Empresa Portuaria Nacional (EPN), en el que según publicaciones de los medios de comunicación oficialistas se invirtieron cien millones de córdobas. Sin embargo, este proyecto no se reflejó en el Programa Anual de Contrataciones (PAC) ni en las contrataciones de los dos últimos años.

Inauguración del Muelle de Bilwi, en el Caribe Norte de Nicaragua, fue marcada por el proselitismo político. Foto tomada de El 19 Digital

«Como el Gobierno suele ejecutar los fondos de una forma muy secreta, no se sabe en qué se ha invertido o se ha destinado esos fondos, casi no se mira nada en términos de obra y te puedo señalar que lo más sensible son las comunidades emblemáticas dañadas o afectadas por los huracanes, como son Haulover, Wawa, Waunhta, Layasiksa, Lapan, Klinhna, Karata, entre otras, y esas comunidades si usted va ahorita, después de un año de los huracanes, están ahí igual como cuando fueron devastadas, no ha habido un mínimo de esfuerzo de construcción o reconstrucción», declaró una autoridad, bajo anonimato, al Observatorio.

Puede interesarle: Régimen reconstruye muelle de Bilwi, mientras familias aledañas aún sufren por destrozos de los huracanes Eta y Iota

«La esperanza y resignación de los locales era que al menos los recursos económicos donados, fueran convenientemente usados por el Gobierno en la campaña electoral de este año, para inaugurar obras importantes con el objetivo de convencer votantes, pero el proceso de votaciones pasó sin penas ni glorias en la Costa Caribe, según el testimonio de locales», expone el informe de la investigación.

Los pasos que se deben cumplir

El grupo de investigadores compartieron la valoración del economista y analista político Enrique Sáenz, que explica que en toda situación de emergencia hay fases que se deben seguir para un mejor manejo de los recursos. Estos son: fase de mitigación del impacto, fase de rehabilitación y fase de reconstrucción.

Lea también: A más de un año del paso de Eta y Iota la reconstrucción de las comunidades aún es promesa

«Pero ellos tienen que informar primero los montos; segundo, el número de beneficiarios y su localización; tercero como es que se cubrieron estas etapas: qué es lo que han rehabilitados, cómo mitigaron el impacto, qué es lo que están reconstruyendo, pero también tienen que informar cómo se aseguraron si desde el principio se señaló el riesgo de que fueron apropiados indebidamente y se señaló el riesgo de manipulación política, tienen que señalar las medidas que adoptaron para que eso no ocurriera, porque lo que hemos visto es exactamente lo contrario», declaró.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: