14
días
Desde que las instalaciones de LA PRENSA fueron tomadas y nuestro gerente general, Juan Lorenzo Holmann, fue detenido. ¡LA DICTADURA NO PUEDE OCULTAR LA VERDAD!

Gustavo Pierre es el que más errores comete en el Tren del Norte (7). LAPRENSA/CORTESÍA

El Tren del Norte a una derrota de ser el peor equipo en la historia de la Liga Profesional

¿De quién es la culpa? Lo lamentable es disparar hacia los culpables de dedos y no de razón. La directiva del Tren despidió a Ender Chávez y todo su séquito para darle paso a Ramiro Toruño

El Tren del Norte está a un partido de hacer historia, de esas oscuras, humillantes, que te seguirán como sombra a donde pises. Estelí suma 11 derrotas consecutivas en la Liga Profesional, siendo el segundo equipo con la racha más desastrosa de esta competición, solamente se posiciona a un juego de igualar al Bóer de la temporada anterior con 12, ese equipo capitalino forjado solo para participar y no para competir, ese Bóer austero que le quitó encanto a la competición. Ahora el Tren, que empató la racha de 11 derrotas al hilo de León realizadas en 2007, podría asaltar en el trono a los capitalinos y hasta obtener la estafeta de peor equipo en la historia en la LBPN.

¿Qué ha hecho el Tren del Norte para ser tan mal equipo que hace ver bien al débil Bóer de Omar Cisneros? El Tren es el equipo que peor picheo tiene, un ejemplo de ello son las 25 carreras que le hicieron los Gigantes de Rivas en un desafío. Su picheo en general lanza para 8.83 de efectividad por cada nueve episodios (el peor de la Liga Profesional), permiten 10 anotaciones por juego y forjan seis carreras por juego, no hay que ser matemático para darse cuenta que los números no cuadran, hay un déficit de cuatro carreras. Asimismo, los brazos norteños son un manjar para el bateo de poder con 16 vuelacerca (líderes) y los guantes a la defensiva son los peores con 29 errores.

Te puede interesar: La demostración de poderío del Real Estelí hunde al Ferretti

En el bateo, hasta hace una semana sacaban pecho y decían: “tenemos a tres bateadores entre los mejores”. Todavía es una realidad, ahora con Freddvil Chévez (.400), además de Willy García (.370) y Alay Lago (.369), sin embargo, aunque el beisbol permite individualidades constantes, la frase de Alfredo Di Stefano lo explica bien: “Ningún jugador es tan bueno como todos juntos”. En la otra acera hay jugadores como Gustavo Pierre (siete errores), Darwin Sevilla y Alay Lago (cinco errores cada uno) que debilitan la escasa labor de los lanzadores.

¿De quién es la culpa? Lo lamentable es disparar hacia los culpables de dedos y no de razón. La directiva del Tren despidió a Ender Chávez y todo su séquito para darle paso a Ramiro Toruño, no obstante, aunque había un desconocimiento del pelotero nicaragüense por el mánager extranjero, lo cual es entendible, la directiva norteña es la principal culpable. Han traído lanzadores extranjeros como si fuera más barato por docena, pero sin números que los respalden, esperando el “loterillazo”, que en ocasiones suele suceder en nuestro beisbol, aunque lo normal es lo que refleja el Tren, un desfile de lanzadores sin fuerza para liderar un staff y sean despachados tan rápido cómo vinieron. Sin Chávez, Toruño ha seguido teniendo el mismo problema: debilidad monticular y pobre defensa.

Este martes el Tren visita a León, esperando salir del fondo del océano (3-14), si no igualará al Bóer como el peor equipo de la historia y se colocará en lo insólito: ser el más perdedor enrachado de la Liga Profesional.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: