14
días
han pasado desde el arresto de nuestro gerente Juan Lorenzo Holmann, y la toma de las instalaciones. Nuestra Redacción está hoy en el exilio. ¿Vas a permitir que la dictadura se salga con la suya?

Daniel Ortega, con sus acciones represivas, ha ahuyentado la inversión en Nicaragua. LA PRENSA/Tomada de El 19 Digital

Ortega despidió a 31 médicos en dos meses, según el Observatorio Ciudadano. El hospital Manolo Morales es el más afectado

El sector salud se sigue viendo afectado por los despidos de médicos que son de vital importancia en la lucha contra el coronavirus.

Pese a que el régimen de Daniel Ortega admitió ante el Banco Interamericano de Desarrollo de que tenía déficit en el recurso médico para atender la emergencia sanitaria en Nicaragua, el Observatorio Ciudadano reveló que en dos meses el Gobierno expulsó del sistema de salud a 31  médicos, cuyos recortes afectaron principalmente al hospital Roberto Calderón, conocido como Manolo Morales, en Managua.

Según el reporte independiente, los despidos se ejecutaron entre el 22 de abril y el 24 de junio, medida arbitraria que afectó principalmente a mujeres: 55 por ciento del total de expulsados. En términos absolutos, el régimen prescindió de los servicios de 17 mujeres profesionales de la salud y 14 hombres, según datos del Observatorio Ciudadano, actualizados al 26 de agosto, en el que reporta al menos un fallecido sospechoso por Covid-19 en los 15 departamentos y las dos regiones autónomas del caribe.

Los despidos reportados por el Observatorio Ciudadano son ligeramente superiores a los 26 que tiene registrados la Unidad Médica Nicaragüense, que reconoce que algunos profesionales aún no han hecho públicos sus despidos por temor a represalias por parte del régimen de Ortega. La expulsión significó la salida de profesionales en especialidades como médicos generales,  cardiólogos, internistas, oncólogos, ortopedistas, entre otros que son de vital importancia para la atención de la población.

El 19 de agosto LA PRENSA informó que hasta ese entonces, las vacantes de  cuatro médicos en el Hospital Roberto Calderón –conocido como Manolo Morales– siguen sin ser ocupadas, aunque en el puesto del infectólogo Carlos Quant ya había sido  reemplazado, pero de facto, con Eduardo Porras, hijo de Gustavo Porras, presidente de la Asamblea Nacional y hombre de confianza de Daniel Ortega.

La especialidad del Roberto Calderón o Manolo Morales es la oncológica, pero en el primer brote de casos Covid-19 el sistema de salud se vio presionado y por eso de la noche a la mañana el centro hospitalario tuvo que adecuarse para atender pacientes con síntomas de contagio, disminuyendo la atención en las otras áreas.

De hecho para obtener un préstamo de 43.15 millones de dólares del  Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Ortega le dijo  al organismo con cifras hasta el 2015, que el Ministerio de Salud contaba con 5,794 médicos, de los cuales 1,762 estaban en los 19 hospitales que tienen destinados para atender la emergencia.

Según estimaciones del BID con ese personal médico se puede designar a dos médicos por cada 10 mil habitantes, “lo que indica que también existen brechas de recursos humanos calificados para la atención de pacientes graves y críticos”.

Lea también: Los número que Ortega debió admitir ante el BID sobre la pandemia en Nicaragua para obtener préstamos de U$43 millones

No obstante, cabe recordar que desde el 2018, a raíz de la crisis sociopolítica, el régimen ha venido debilitando el sistema de salud, con despidos arbitrarios a personal de salud tildándolos de opositores.  Solo por la represión,  es decir desde abril del 2018, Human Rights Watch contabiliza más de 400 médicos expulsados del sistema de salud público.

La situación en cuanto a la disponibilidad de personal médico empeora si se toma en cuenta que hasta el 26 de agosto el Observatorio reportaba 107 trabajadores sanitarios fallecidos en el contexto de la pandemia. Al desagregar la cifra de estos fallecidos se señala que 48 son médicos, 24 del personal de enfermería, 14  son del personal administrativo, 8 del personal de laboratorio, 3 son visitadores médicos, 3 odontólogos y 7 categorizados como “otros” (personal de apoyo, enfermedades de transmisión por vectores).

“Esto (los despidos del régimen Gobierno) viene a mermar en todos los aspectos la atención, tanto en esta pandemia, como en la atención general a la población, definitivamente no es tanto el número en sí, sino la calidad”, dijo el doctor José Antonio Vásquez, presidente de la Unidad Médica Nicaragüense.

La Unidad Médica explica que la mayoría de los despidos se han dado en el Hospital Manolo Morales debido a que fue en este centro hospitalario que el personal firmó un documento en el que solicitaban equipos de protección.

“El gobierno está actuando de forma represiva contra los profesionales de la salud desde el 18 de abril (de 2018), y ahora lo vemos nuevamente en esta pandemia, manifestado en los despidos, la persecución, el acoso y en tratar de obligarlos a mentir con un diagnóstico”, mencionó Vásquez.

Mujeres son las más afectadas por los despidos

Sobre los despidos de mujeres, según Carlos Guadamuz del Colectivo de Derechos Humanos Nicaragua Nunca +, no es una sorpresa porque estas  siempre han sido uno de los principales blancos de la represión por parte del régimen.

“En el debilitamiento del sistema de salud, las mujeres han tenido un rol protagónico, y recordemos que uno de los episodios más traumáticos que vivió Nicaragua a partir del 2018, fue la marcha del 30 de mayo en la conmemoración de un día especial para las mujeres en donde en esa ocasión, dejaron muy marcado lo que han hecho hasta el momento,  asesinar y amenazar a todas las personas manifestantes”, agregó Guadamuz.

Esto a pesar que el discurso oficial en los últimos años se ha centrado en resaltar el empoderamiento de las mujeres en las funciones públicas, aprobando inclusive leyes de repartición del poder a parte iguales entre hombres y mujeres, que al final favoreció la llegada de Rosario Murillo, esposa de Daniel Ortega, al poder no así al resto de funcionarias, que aunque ocupen cargos no tienen voz ni voto en las decisiones nacionales.

Lea también: Médicos despedidos por el régimen orteguista denuncian acoso en las audiencias judiciales

Nacionales despidos de médicos médicos pandemia archivo
×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: