14
días
Desde que las instalaciones de LA PRENSA fueron tomadas y nuestro gerente general, Juan Lorenzo Holmann, fue detenido. ¡LA DICTADURA NO PUEDE OCULTAR LA VERDAD!
Agua potable

Las fugas de agua potable son superficiales y también subterráneas. Estas segundas son más difícil de localizar para reparar. LAPRENSA/ARCHIVO

Inoperancia de Enacal permite el desperdicio de agua potable

El tema es abordado por los japoneses en el Plan Maestro de Desarrollo Urbano de Desarrollo Urbano de Managua, quienes recomiendan reemplazar 115 kilómetros de tubería

Mientras usted lee este texto, en diferentes partes del país se desperdician galones y galones de agua potable por las fugas en tuberías rotas y medidores, que a juicio de Ruth Herrera, expresidenta ejecutiva de Enacal y miembro de la Plataforma del Agua, echa a perder cualquier ahorro que se pueda lograr desde el hogar o las empresas.

“Cuando Enacal deja que las roturas que hay en las calles, en los medidores, en el rebose de los tanques o en la explosión de las tuberías que a veces se da, pasen más de cinco días sin repararse, se echa a perder el ahorro que se logra con la cosecha de agua potable”, lamentó Herrera.

Su punto toma fuerza con el Plan Maestro de Desarrollo Urbano de Managua, elaborado por la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA) y la comuna capitalina. El documento fue presentado en agosto de 2017 y en el componente de agua destaca la necesidad de reemplazar, solo en la capital, 115 kilómetros de tubería de agua potable para disminuir las fugas y fortalecer el sistema de acueducto frente a las actividades sísmicas.

En el Plan Maestro se calculó que la inversión para tales obras era de 13 millones de dólares y que debía estar concluida en este 2020; sin embargo Enacal no ha revelado un proyecto de gran envergadura que apunte al reemplazo mencionado por los nipones.

Lea además: Cosecha de agua para su casa. Tips de cómo hacerlo de forma sencilla con las lluvias

Las fugas están en las líneas principales, es decir las que se conectan los pozos a los tanques y después a los puntos principales de distribución, pero también las hay en líneas domiciliares y la población también debe poner especial cuidado en ellas. En este último el problema radica en el tiempo de respuesta.

“Cuando llegué a Enacal el tiempo de reparación de una avería, grande o pequeña, era de cinco días. Cuando yo les entegué Enacal el tiempo de reparación era de 24 horas. Es importantísimo como la empresa que te brinda el servicio tiene la capacidad de hacer reparaciones y mantenimiento que impida que ese esfuerzo que la población va a hacer se eche a perder por la negligencia de ellos”, sostuvo Herrera.

Respecto a los esfuerzos o iniciativas de la población para ahorrar agua, Ruth Herrera se refiere a la cosecha de agua de lluvia, recomendada para mantener un uso racional del recurso natural y disminuir la factura mensual de consumo sobre todo en el invierno. Pero si por un lado se colecta y se ahorra el agua del grifo, pero otro se escapan galones y galones en las tuberías subterráneas, ¿quién se hace responsable por el desperdicio de este recurso?

Puede interesarle: Así puede monitorear su consumo de agua y evitar que Enacal le sorprenda con facturas alteradas

La denuncia que prevalece respecto a las fugas de tubos en la vía pública es que se reporta a Enacal y que una cuadrilla las atiende después del tercer día. Mientras tanto por las cunetas corre sin parar el agua potable.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: