14
días
han pasado desde el robo de nuestras instalaciones. No nos rendimos, seguimos comprometidos con informarte.
SUSCRIBITE PARA QUE PODAMOS SEGUIR INFORMANDO.

Carlos Rodríguez podría permanecer en el equipo de Grandes Ligas para más aperturas. LA PRENSA/AFP

Esta es la valoración del mánager de Milwaukee sobre el trabajo de Carlos Rodríguez

El timonel asegura que para él Rodríguez se ha ganado el derecho a más aperturas, pero que lo discutirá con sus coaches

El coach de pitcheo de los Cerveceros, Chris Hook, todavía está cultivando una relación con el último brazo joven que encontró su camino al American Family Field, pero Hook sabe esto sobre Carlos Rodríguez, de 22 años: le gusta el número de su uniforme.

En la derrota del martes por 3-0 ante los Azulejos, Rodríguez, el prospecto número seis de los Cerveceros, según MLB Pipeline, se convirtió en el tercer jugador en la historia de la franquicia en aparecer en un juego usando doble cero.

“Creo que eso dice algo sobre el chico”, dijo Hook. “¿Qué es eso?, todavía no lo sé exactamente”.

Los Cerveceros conocerán a Rodríguez a su debido tiempo. El manager Pat Murphy dijo que sentía que Rodríguez hizo lo suficiente para ganar aperturas adicionales, pero que discutiría el plan con su staff antes de comprometerse. Rodríguez ya es el duodécimo lanzador diferente en abrir para Milwaukee esta temporada después de 67 juegos, un hecho que podría llevar a uno a creer que los Cerveceros habían tenido un comienzo problemático esta temporada, y no como están, 6 1/2 juegos arriba en el liderato de su División.

Murphy esperaba seis entradas de Rodríguez; obtuvo menos que eso, ya que Rodríguez duró 3.2 entradas en 71 lanzamientos. Rodríguez ponchó al primer bate de los Azulejos, Spencer Horwitz, para comenzar su carrera en las Grandes Ligas y se adelantó a tres de los primeros cuatro bateadores que enfrentó en el conteo, pero luego se quedó atrás de nueve de sus últimos 15 bateadores.

Rodríguez recibió dos carreras limpias, siete hits, una base por bolas y cuatro ponches. No fue el debut más memorable de los Cerveceros en las Grandes Ligas esta temporada, pero fue un comienzo.

“Estoy muy contento”, dijo Murphy. “Pienso que lanzó bien la bola. Pienso que mostró un aplomo tremendo”.

La salida convirtió a Rodríguez en el jugador número 16 nacido en Nicaragua en llegar a las Mayores. Su familia se mudó a Miami cuando Rodríguez tenía ocho años y creció allí antes de convertirse en selección de sexta ronda del Draft de Milwaukee en 2021. Ha sido un rápido ascenso desde entonces. Rodríguez fue el Lanzador del Año de Ligas Menores de la organización en temporadas consecutivas en 2022 y 2023, compartiendo el honor con el zurdo Robert Gasser el año pasado.

Gasser, al igual que Rodríguez, hizo su debut en las Grandes Ligas este año. Fue un revés con el problemático codo izquierdo de Gasser lo que abrió un espacio para que Rodríguez se convirtiera en el octavo jugador en hacer su debut en la MLB con los Cerveceros esta temporada. Sólo los Atléticos (nueve) han tenido más.

“Él es un lanzador, ¿sabes? Está buscando conseguir outs de diferentes maneras”, dijo Murphy. “Él no es necesariamente un tipo duro, pero es un lanzador. Si se sostiene, puede darte la oportunidad de pelear en un partido. Eso es crucial para que podamos profundizar en el juego”.

Es una verdadera mezcla de seis disparos en su repertorio. Statcast rastreó 16 bolas rápidas de cuatro costuras de Rodríguez, incluido el strike tres para comenzar el juego, 15 sliders, 14 sinkers, 11 cutters, 10 cambios de velocidad y cinco curvas.

Su llamado a las Mayores lo consideró “un sueño hecho realidad”, pero quería un mejor resultado.

“Después de esa (primera) entrada sentí que me estaba quedando un poco atrás de los bateadores”, dijo Rodríguez. “Tuve mucho contacto débil, pero tengo que trabajar para adelantarme a los bateadores. Esa primera entrada fue un poco corta, así que no pude ver qué estaba funcionando en ese momento. En el bullpen sentí que todo estaba funcionando bien, pero luego aprecié que estaba dejando muchos lanzamientos arriba”.

A veces, el primer paso para un jugador es saber que pertenece. Rodríguez tuvo una ventaja en ese aspecto la primavera pasada, cuando lanzó para Nicaragua contra una potente alineación de Puerto Rico en el juego de grupo del Clásico Mundial de Béisbol en Miami.

Debido a esa experiencia, el martes no fue su primera vez en el montículo de un estadio de Grandes Ligas.

“Siento que tenía mucha confianza porque he estado en situaciones como esa”, dijo Rodríguez. “No tengo ningún problema con eso. Simplemente es seguir haciendo lo que hago”.

En cuanto al número de uniformes, se trata principalmente de una cuestión de inventario limitado. Con nueve jugadores en la lista de lesionados, una lista cada vez mayor de entrenadores y una serie de otros números oficialmente retirados o extraoficialmente reservados, las opciones de Rodríguez estaban en los extremos del espectro numérico.

En lugar de tomar un número superior a 60, pensó que 00 podría ser “cool”.

Después de todo, los ceros son apropiados para un lanzador. “Pensé: ‘Lo aceptaré’. Estaba emocionado de estar aquí”, dijo Rodríguez. “Eso no estaba en (mi) mente. Solo estaba concentrado en lanzar”.

Deportes Carlos Rodríguez Cerveceros de Milwaukee archivo

Puede interesarte

×

El contenido de LA PRENSA es el resultado de mucho esfuerzo. Te invitamos a compartirlo y así contribuís a mantener vivo el periodismo independiente en Nicaragua.

Comparte nuestro enlace:

Si aún no sos suscriptor, te invitamos a suscribirte aquí