14
días
han pasado desde el arresto de nuestro gerente Juan Lorenzo Holmann, y la toma de las instalaciones. Nuestra Redacción está hoy en el exilio. ¿Vas a permitir que la dictadura se salga con la suya?

Imagen referencial. Archivo/LA PRENSA

España anuncia cuatro nuevas formas para conseguir papeles en ese país, tras reforma migratoria. Aquí te las explicamos

En 20 días entrará en vigencia una reforma a la ley de extranjería en España, que traerá beneficios a los inmigrantes que no tienen papeles y a los que buscan llegar a ese país. Acá te explicamos en qué consiste el ajuste

En momentos en que España se ha convertido en uno de los principales destinos de migración de los nicaragüenses, a raíz del estallido de la crisis sociopolítica, una oportunidad de regularizar la situación migratoria de los sin papeles empieza a abrirse en ese país, especialmente para los que ya tienen dos años de residir en esa nación europea y aún no encuentran el mecanismo para legalizarse.

Tras un proceso de debates, el gobierno de Pedro Sánchez consiguió la aprobación de una reforma al reglamento de la Ley de Extranjería de España, que permitirá a miles de extranjeros que residen en ese país de forma irregular incorporarse al mercado laboral y obtener la residencia, cumpliendo ciertos requisitos y procedimientos.

El Real Decreto 629/2022 fue divulgado ayer en el Boletín Oficial del Estado y se espera que las nuevas disposiciones entren en vigencias en los próximos 20 días, lo que abre una oportunidad a los miles de nicaragüenses que han emigrado a ese país y que hasta la fecha no han podido regularizar su situación migratoria.

Premio a trabajadores que salgan cada nueve meses

Pero en ¿qué consiste la nueva reforma migratoria? España está urgida de mano de obra en sectores especialmente difíciles de conseguir trabajadores como  la hostelería, la agricultura, la construcción o los transportes, entre otros.

En un primer componente, España emitirá a los trabajadores irregulares una autorización de trabajo de cuatro años, que permitirá que la persona se emplee por nueve meses en cada año. Una vez finalizado cada periodo laboral anual, este debe volver a su país de origen y luego retornar a España y tras el vencimiento de los cuatro años de la tarjeta de permiso laboral, ese país lo premiará con una autorización de residencia y además le facilitará un trabajo de dos años prorrogable.

Además, España ampliará las áreas de contratación de profesionales en los países extranjeros. Hasta ahora el catálogo de ocupaciones de difícil cobertura solo se limitaba a personal de buque, y entrenadores y deportistas de élite, pero ahora se espera que el mismo sea actualizado cada tres meses en conjunto con el sector privado, para incorporar nuevas profesiones y además agilizar el proceso de llegada de los contratos.

Beneficios a estudiantes

Y si usted es estudiante en España o planea realizar estudios en ese país, ahora podrá compaginar los estudios con un empleo paralelo. Hasta ahora, los estudiantes extranjeros no podían trabajar mientras cursaban estudios y tampoco una vez finalizado el proceso de formación. La nueva disposición establece que se permitirá a los estudiantes trabajar hasta 30 horas semanales y se le facilitará el proceso de permanecer en ese país una vez que termine el curso de formación, sin haber tenido que vivir obligatoriamente tres años antes en España.

El Diario El País de España estima que cada año 50,000 estudiantes fuera de la Unión Europea se matriculan en las casas de estudio españolas, lo que refleja una oportunidad para este grupo social radicado o por establecerse en ese país. También muchos nicaragüenses viajan cada año a ese país para estudiar con organizaciones como Fundación Carolina o las becas de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid), entre otras.

El ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, dijo esta semana que prevé “medidas de mucho calado”, que tienen como objetivo propiciar “una migración regular ordenada y segura”. La idea también es “mejorar el modelo migratorio español y sus procedimientos, en muchos casos lentos e inadecuados, lo que genera periodos prolongados de irregularidad, con altos costes sociales y económicos”, subrayó el ministerio, según medios españoles.

Otro componente permitirá que un extranjero que lleva dos años residiendo en España puede tramitar su residencia aduciendo arraigo por formación, lo que implicará que la persona debe formarse en ocupaciones en las que se necesita mano de obra, para luego buscar un contrato de trabajo. El permiso de residencia será de un año y prorrogable para un año más. Además la persona debe carecer de antecedentes penales.

Contrataciones en grupo

Igualmente se creó un nuevo modelo de programas de “migración circular”, que permitirá contratar en el exterior a grupos de personas de forma temporal para trabajar en ese país y una vez finalizado el periodo de contrato, estos deben regresar a sus países de origen. Por ahora este mecanismo es usado en el sector agrícola, pero se ampliará a otros sectores productivos.

Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), los sectores que actualmente necesitan cubrir con mano de obra son: sector servicios, administración pública y defensa; seguridad social obligatoria, actividades sanitarias y de servicios sociales.

También hacen falta trabajadores en el comercio al por mayor y al por menor; reparación de vehículos de motor y motocicletas. Según los expertos, la explicación de la baja ocupación de estos sectores se encuentra en los bajos salarios y la escasa formación, según publicó eldiario.es

Nicas con la mirada puesta en España

España es el primer destino de viaje de los nicaragüenses a Europa. Desde la crisis sociopolítica en abril del 2018, los nicaragüenses mostraron mayor interés de viajar a España, lo que ocasionó que el Instituto Nicaragüense de Turismo (Intur) registrara en el 2019 un exponencial aumento de viajes con destino al viejo continente.

El anuario estadístico 2019, publicado por el Intur con un año de retraso, muestra que por primera vez en años España fue el destino de viaje de 24,719 nicaragüenses, lo que contrasta con los 2,675 reportados en el 2018 y los 14,431 en el 2017, este último previo a la crisis política. En el 2020 los flujos fueron menores debido al impacto de la pandemia.

De hecho, los números del Banco Central de Nicaragua (BCN) muestran un inusual aumento en los ingresos por remesas procedentes de España, así como un incremento de estos envíos desde Estados Unidos, lo que coincide con los números del Intur.

En el 2020 Nicaragua recibió 1,851.4 millones de dólares en remesas familiares, un 10 por ciento más que en 2019, de los cuales 1,111.2 millones de dólares provinieron desde Estados Unidos y 272.5 millones de dólares de España, desplazando a Costa Rica que por años ocupó la segunda posición.

En el 2021 los ingresos por remesas de España sumaron 275.9 millones de dólares hasta noviembre, colocándose por detrás de Estados Unidos con 1,231 millones de dólares, de un total global de 1,933.2 millones de dólares.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: