14
días
han pasado desde el arresto de nuestro gerente Juan Lorenzo Holmann, y la toma de las instalaciones. Nuestra Redacción está hoy en el exilio. ¿Vas a permitir que la dictadura se salga con la suya?

Más de tres meses después del traspaso de las acciones de Disnorte-Dissur al Estado. Esto ha pasado

César Zamora, presidente de la Cámara de Energía de Nicaragua (Cen) expresó que tras la nacionalización de la distribuidora de energía se hicieron varios cambios que tendrán un impacto en la tarifa.

Ha pasado tres meses y medio desde que el Estado a través de una ley asumió el 84 por ciento de las acciones de la empresa distribuidora de energía Disnorte-Dissur, y desde entonces ha surgido muchos cambios que apuntan a seguir bajando la tarifa de los usuarios, dio a conocer César Zamora, presidente de la Cámara de Energía de Nicaragua (CEN).

Fue el 21 de diciembre del año pasado cuando la aplanadora orteguista aprobó sin dar mayores detalle la Ley de Aseguramiento Soberano y Garantía del Suministro de la Energía Eléctrica a la Población Nicaragüense, nacionalizando la empresa distribuidora de energía por un año, mientras encuentran a un inversionista interesado, indica la ley.

Sin embargo desde antes en el sector se venían dando cambios para abrir camino a la nacionalización, de tal manera que en septiembre se reformó la Ley 532, Ley para la Promoción de Generación Eléctrica con Fuentes Renovables con el fin de reducir los precios en los contratos pactados con los generadores renovables a cambio de ampliar los beneficios fiscales. Un mes después se dio esta misma negociación con los térmicos de forma discrecional.

Lea además: La oscura nacionalización de Disnorte-Dissur formaliza control de Ortega sobre el sector eléctrico

“Desde el año pasado todas las empresas de generación iniciaron un proceso de renegociación de los contratos y estas negociaciones terminaron en enero. Por lo menos en los contratos con el sector privado hubo una reducción en promedio del 22 por ciento de los precios de la generación, a cambio de más tiempo en los contratos”, dijo Zamora.

Había retraso con el pago a los generadores

Expresó que tras la nacionalización de la distribuidora se espera que los cambios implementados tengan un impacto en la tarifa, que desde hace año ha sido un dolor de cabeza para las familias, las mipymes y grandes empresas que se quejan de pérdida de la competitividad.

“Nos hemos enterado que ha habido una reestructuración interna en la distribuidora y no hemos percibido ningún inconveniente con las nuevas autoridades, sentimos que hay buen diálogo con la compañía en cuanto a los temas de operación del sistema; nosotros trabajamos con ellos para el tema de ver no solo el proceso de pago sino de operación técnica de los contratos y hemos visto respuestas rápidas por parte de la gerencia comercial, de hecho ha mejorado el flujo de pago (a los generadores), antes el retraso de pago era de 30 días y hoy andará por 15 días”, dijo Zamora.

Lea también: Régimen nacionalizará a Disnorte-Dissur, pero oculta cuánto costaron las acciones de TSK, que se retiró en febrero

Reducción en la tarifa

César Zamora, presidente de la Cámara de Energía (CEN), sostuvo que los cambios que se han venido dando en los contratos de generación tanto térmica como renovable, van a propiciar que se dé otra baja en la tarifa más adelante.

“La reducción de la tarifa que se aplicó a inicio de año se debió fundamentalmente a que se consiguió por los contratos de importación de energía y el precio del fuel oil que bajó. Es decir que la negociación de los contratos aún no ha tenido incidencia en la tarifa porque apenas llevan tres meses, pero más adelante va a tener incidencia, se tiene que ver a fuerza una reducción. Si hacemos matemática simple, si hay una reducción del 20 por ciento en promedio en los precios de potencia y energía y la generación representa el 60 por ciento de los costos de la energía, podemos estar hablando de una reducción del 11 por ciento de la tarifa más adelante”, dijo.

Puede interesarle: Régimen orteguista busca renegociar contratos con generadores de energía renovable, a cambio de exoneración de IR por cinco años

Con problemas financieros

Una de las preocupaciones cuando se asumió la empresa distribuidora era que se desconocía el estado financiero de la misma, aunque en varias ocasiones se había dicho que tenía serios problemas de iliquidez, lo que tuvo que asumir el Estado con la nacionalización en diciembre del año pasado.

“Cuando el país decide asumir la distribución, tiene que hacerse cargo de todas las deudas y costos, hay que recordar que cuando se hizo una reforma a la ley para enjuiciar a los morosos, en ese momento se dijo que la distribuidora tenía un gran déficit”, dijo Javier Mejía, del Centro Humboldt, recientemente.

Extraoficialmente se conoce que tras la crisis política una buena parte de la cartera de clientes entró en mora, comenzaron a pagarle con retraso a los generadores y  aumentaron silenciosamente la tarifa para compensar su déficit.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: