14
días
han pasado desde el robo de nuestras instalaciones. No nos rendimos, seguimos comprometidos con informarte.
SUSCRIBITE PARA QUE PODAMOS SEGUIR INFORMANDO.

Las capacitaciones que realizan el Inide han sido politizadas. Foto: Inide

Represión hará que los nicaragüenses “omitan” información en el censo nacional que inicia el 30 de abril, advierten sociólogos

Las capacitaciones, para el censo nacional, a cerca de 8 mil encuestadores que participarán en censo nacional han sido politizadas

Después de siete años de retraso, el próximo 30 de abril iniciará el noveno Censo Nacional de Población y Viviendas, según informó el Instituto Nacional de Información de Desarrollo (Inide), quien llamó a los nicaragüenses a facilitar la información de manera “sencilla y confiable”.

En medio del contexto represivo que mantiene la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo esto hará que la población “omita” información y no permitirá “conocer realmente la situación”, indicaron sociólogos consultados por LA PRENSA.

Óscar René Vargas, sociólogo y economista nicaragüense, dijo a este Diario que si bien es cierto “todo censo es bueno” debido a que permite tener una “radiografía de cómo estamos como país”, no obstante, afirmó que el problema principal es el contexto represivo que viven los nicaragüenses.

Le invitamos a leer: OPS alerta sobre el aumento de casos de dengue en las Américas: Nicaragua registra cerca de 2 mil casos

En esa misma línea, otro experto, bajo la condición de anonimato por temor a represalias, apuntó que los censos nacionales “siempre son necesarios porque permiten identificar los cambios que experimenta una sociedad, tanto en sus aspectos demográficos como socioeconómicos. En Nicaragua, el último censo se realizó hace mucho tiempo y no se cuenta con estadísticas actualizadas y confiables sobre indicadores clave”.

El censo había sido anunciado en julio del 2023 por el régimen y aunque aparentemente estaba previsto a iniciar el 28 de abril —tal como demuestran las publicaciones del Inide— ahora empezará el 30 próximo y finalizará en junio. El último Censo de Población en Nicaragua se realizó en el 2005 y debía renovarse una década después, es decir en 2015.

https://twitter.com/INIDENicaragua/status/1775523649631506631

Durante los tres meses los encuestadores, indica el Inide, tendrán que “recopilar información estadística sobre las personas que habitan en los hogares y las condiciones de las viviendas, que nos permitirá actualizar y conocer cuántos habitamos en Nicaragua, la estructura de su población y cómo está distribuida”.

Piden confianza en medio de un contexto represivo

A pesar del evidente contexto represivo, el Inide en su comunicado llamó a los nicaragüenses “a brindar con confianza la información estadística que les soliciten los encuestadores”.

Sobre esto, Vargas mencionó que “la desconfianza que existe actualmente es el punto negativo de que el censo sea transparente debido a que las personas por la represión pueden ocultar información, las personas van a entender que la información que se pide puede ser revertirse en su contra y por lo tanto van a ocultar información”.

El experto, quien pidió no ser citado, afirmó que en la actualidad “no es oportuno realizar el censo porque la sociedad nicaragüense se encuentra fraccionada y no hay confianza de la población para brindar información al gobierno.Por otra parte, es muy probable que el régimen tampoco”.

Lea detalles: La estrategia de la dictadura para mantener su estado de terror: encarcelar, liberar y encarcelar nuevamente

Y añadió que “en realidad la población no tiene ninguna confianza de brindar información a funcionarios o empleados estatales sobre datos personales o familiares. Esto es porque miles de nicaragüenses han tenido que salir del país producto de la represión del régimen y porque utilizan la información con propósitos de vigilancia política”.

Managua amanece militarizada y bajo ataque por la polícia y paramilitares del regimen Ortega Murillo .LA PRENSA / ARCHIVO

Por su parte Vargas aseveró que el tipo de preguntas —que se desconoce cuáles serán— también influirá en la repuesta de la población. “La gente no va a poder discernir si las preguntas son para un censo normal, o para un censo que tiene implicaciones represivas y políticas, todo depende del cuestionario que se vaya a realizar”, indicó.

Desde el estallido de las protestas antigubernamentales en abril de 2018, que este año cumplen seis años, la dictadura orteguista desató una brutal represión que dejó 355 nicaragüenses asesinados, según datos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), y el exilio de miles de ciudadanos. La represión ha escalado a tal punto que Ortega y Murillo han despojado de su nacionalidad a más de 300 nicas y ha prohibido la entrada al país a decenas de connacionales.

Capacitaciones politizadas a cerca de 8 mil encuestadores

Un comunicado del Inide divulgado este miércoles indica que del 10 al 17 de abril está capacitando de manera simultánea en los municipios del país a 7,966 encuestadores, personal técnico y coordinadores municipales que participarán en el Censo Nacional.

Fotografías publicadas por el Inide en el comunicado muestran cómo las capacitaciones que apenas empezaron han sido politizadas, en los locales siempre figura la bandera del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN).

El sociólogo, bajo anonimato, sobre el proselitismo político que se ven durante las capacitaciones, a su lectura, “significa que muy probablemente la población va a responder las preguntas del censo con información que no es real, de manera que sus resultados van a ser falsos y no van a tener la utilidad que se espera de este tipo de instrumentos, que es servir de insumo para la formulación de políticas públicas”.

Lea además: Interrupción de energía eléctrica y nuevo desvío en Managua por la construcción de la Pista Juan Pablo II

De hecho, la copresidenta y primera dama, Rosario Murillo, dijo en su alocución que los cerca de 8 mil encuestadores “estarán recogiendo de manera profesional y respetuosa en cada uno de los hogares que vamos a visitar”.

Capacitaciones para el censo nacional programado para el 30 de abril. Foto: Inide

Vargas afirmó que uno de los requisitos técnicos en los censos nacionales de cualquier país son las asesorías internacionales, sin embargo, el Inide no menciona nada al respecto.

“Debe haber asesoría internacional para saber si el censo que se va a hacer llena todos los requisitos técnicos que se necesitan, así se garantiza el tipo de pregunta que se va a hacer. El otro problema es quiénes van a ser los encuestadores, si son de la Juventud Sandinista (JS), que esa podría ser mi sospecha, evidentemente el censo no va a ser bueno, porque a un verdadero gobierno le conviene tener una radiografía real y no manipulada, para poder tener una política de Estado, pero ese es el problema fundamental”, opinó.

El Inide en sus redes sociales detalló cómo vestirán los encuestadores, quienes portarán una gorra con el logo del Inide, carnet de identificación, tableta y chaleco con logos del Inide y del Gobierno de Nicaragua.

Puede interesarte

×

El contenido de LA PRENSA es el resultado de mucho esfuerzo. Te invitamos a compartirlo y así contribuís a mantener vivo el periodismo independiente en Nicaragua.

Comparte nuestro enlace:

Si aún no sos suscriptor, te invitamos a suscribirte aquí