14
días
han pasado desde el arresto de nuestro gerente Juan Lorenzo Holmann, y la toma de las instalaciones. Nuestra Redacción está hoy en el exilio. ¿Vas a permitir que la dictadura se salga con la suya?

A través del documental Bangkukuk Taik se expone el sentir de la comunidad rama sobre el Gran Canal. LA PRENSA/R. FONSECA

Bangkukuk Taik y el Canal

Bangkukuk Taik en rama, o Punta Águila en español, es una de las seis comunidades que conforman el pueblo rama en el Caribe Sur del país y es además la comunidad que resultaría directamente afectada si se construye el Canal Interoceánico de Nicaragua.

Bangkukuk Taik en rama, o Punta Águila en español, es una de las seis comunidades que conforman el pueblo rama en el Caribe Sur del país y es además la comunidad que resultaría directamente afectada si se construye el Canal Interoceánico de Nicaragua.

A través del documental Bangkukuk Taik, realizado por Vera Narváez, con el apoyo del Centro de Asistencia Legal para Pueblos Indígenas (Calpi), se puede conocer el sentir de la comunidad rama sobre el megaproyecto.

“Yo no necesito dinero porque yo no vivo de dinero, yo vivo de la tierra y del agua (…). Inviertan en otras cosas porque nosotros en esta comunidad no queremos dinero”, dice Roberto Wilson, pastor comunitario de Bangkukuk Taik, mientras contaba sobre la forma de vida de los ramas.

Becky McCray, abogada indígena rama, quien participó como representante de la población rama en la audiencia ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) realizada en marzo pasado, aseguró que actualmente la lengua rama solo la hablan unas 15 personas de las 2,800 que conforman las seis comunidades ramas.

“Estamos siendo amenazados de desaparecer”, dijo McCrey, al referirse al temor que sienten como pueblo indígena ante un megaproyecto que se pensó, tuvo en cuenta el uso de sus tierras y mar, sin consultarles.

McCrey también denunció, durante un conversatorio realizado por Calpi y la Academia de Ciencias de Nicaragua (ACN) en el Centro Cultural Pablo Antonio Cuadra que en dos años que tiene de haber sido aprobada la Ley 840, Ley del Gran Canal, no han recibido ninguna comunicación de parte del Gobierno o los que pretenden desarrollar el proyecto, es decir, HKND Group, la empresa dueña de la concesión.

“Peleamos contra un gran monstruo y siento que ese gran monstruo no puede venir y quitarnos de aquí, siento que nosotros tenemos la última palabra sobre este asunto del Canal, porque si nosotros decimos que lo queremos ellos pueden venir, pero si decimos que no, ellos no pueden venir porque la tierra le pertenece al pueblo indígena”, dice también en el documental Carlos Bilis, presidente de la comunidad Bangkukuk Taik.

Nacionales Bangkukuk Taik canal interoceánico de nicaragua Punta Águila archivo
×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: