14
días
han pasado desde el arresto de nuestro gerente Juan Lorenzo Holmann, y la toma de las instalaciones. Nuestra Redacción está hoy en el exilio. ¿Vas a permitir que la dictadura se salga con la suya?

Benjamín Pérez Fonseca, Procurador de Derechos Humanos.

Reabren pesquisas sobre el “Diana D”

Diecisiete años después, Defensor de los Habitantes de Costa Rica solicita a Nicaragua abrir una investigación Ary Neil Pantoja [email protected] Aunque han pasado más de 17 años y hay pocos indicios sobre qué fue lo que pasó, el Defensor de los Habitantes de Costa Rica, José Manuel Echandi, solicitó al Procurador de Derechos Humanos de […]

  • Diecisiete años después, Defensor de los Habitantes de Costa Rica solicita a Nicaragua abrir una investigación

Ary Neil Pantoja [email protected]

Aunque han pasado más de 17 años y hay pocos indicios sobre qué fue lo que pasó, el Defensor de los Habitantes de Costa Rica, José Manuel Echandi, solicitó al Procurador de Derechos Humanos de Nicaragua, Benjamín Pérez Fonseca, reabrir las investigaciones para determinar el destino de 22 ciudadanos costarricenses que desaparecieron el 24 de enero de 1984 cuando viajaban a bordo del barco mercante de bandera mexicana “Diana D”.

La solicitud la hizo Echandi hace dos semanas, durante la reunión del Consejo Centroamericano de Procuradores de Derechos Humanos, realizado en San José, a la que asistió el Procurador nicaragüense. Pérez dijo a LA PRENSA que ya reabrió el caso, pero aseguró que cuenta con muy poca información y pocos indicios sobre lo que pasó con la embarcación.

Según Pérez, el informe que le fue facilitado con los resultados de la investigación que realizaron las autoridades costarricenses, ofrece muy pocos detalles, tras explicar que esta situación dificultará cualquier indagación que haga la Procuraduría nicaragüense. No obstante, aseguró que ya los trabajos comenzaron.

17 AÑOS DESAPARECIDA

El 24 de enero de 1984 la embarcación mexicana “Diana D” desapareció frente a las costas de Montelimar, cerca de Puerto Sandino. Salió de México transportando 500 toneladas de frijoles almacenadas en 22 furgones de placas costarricenses, con conductores de igual nacionalidad. El destino era Costa Rica, pero nunca llegó.

La última comunicación del “Diana D” fue para informar que tenía problemas en los motores y luego despareció en el más profundo misterio. En febrero de ese año, una comisión integrada por el embajador costarricense en Nicaragua, Jesús Fernández, y el primer oficial de Seguridad Pública, coronel Francisco Tacsan, visitaron San Juan del Sur y el antiguo Puerto Morazán para investigar la desaparición del barco.

Según dijeron en su informe, la Fuerza Aérea Sandinista (FAS) de entonces, auxiliada por un avión de la Fuerza Aérea de México, colaboró en la búsqueda, al igual que el resto de países centroamericanos. El gobierno de Guatemala, incluso, solicitó apoyo al Comando Sur de los Estados Unidos en Panamá. La búsqueda fue infructuosa.  

Nacionales
×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: